Se encuentra usted aquí

Cinco ex empleados demandaron a hotel por falta de pago

Mebane.- Un grupo de antiguos trabajadores del Mebane Hampton Inn demandaron a los dueños del hotel por una serie de injusticias, incluyendo sueldos no pagados.

La demanda fue presentada en corte el 31 de mayo. El pasado jueves 13 de junio, los afectados marcharon en protesta al interior del hotel, acompañados de más de medio centenar de personas, para exigir que los dueños paguen la supuesta deuda que tienen pendiente.

“Estoy aquí porque queremos justicia, que nos paguen las horas que nos deben”, dijo durante la manifestación Martina Robles, quien trabajó en el área de limpieza del Mebane Hampton Inn hasta hace un par de meses.

“La discriminación que hicieron con nosotros, siempre nos trataron menos que a los americanos y sepan que no nos vamos a dejar, tenemos derechos como cualquier otra persona, como cualquier otro ser humano”.

De acuerdo con el documento presentado en la Corte Superior del condado de Guilford, los afectados por la falta de pago son Martina Robles Salazar, Adalberto Ríos Ibarra, Olivia Vásquez Rangel, Genoveva Martínez y Lidia Beiza. La parte demandada son las empresas Concord Hospitality Associates  y Griffin Stafford Hospitality, los desarrolladores y operadores del hotel respectivamente. La demanda señala a Joel Griffin y Douglas Stafford como los dueños de ambas empresas.

Los ex trabajadores del hotel piden que se les pague un total de $24,681 que entre todos se les adeuda. A algunos se les debe el pago de su último cheque, mientras que otros solicitan que se les abone por tiempo de vacaciones y bonos prometidos, además del millaje por trabajo realizado fuera del hotel. También alegan que el reloj que marcaba las horas de entrada y salida de los empleados funcionaba mal y en ocasiones reportó menos horas que las laboradas.  

Uno de los casos habría ocurrido en el hotel Fairfield Inn & Suites, el hotel ubicado a un costado del Mebane Hampton Inn.

La menor deuda de los demandantes es de $1,594, mientras que la más alta es de $9,471, indica el documento de la demanda. La mayoría de los afectados renunciaron a su trabajo el 19 de abril debido a estos problemas y hasta la fecha no habrían recibido su último pago.  

Pese a que no se menciona en la demanda, durante la manifestación afuera del hotel los ex trabajadores acusaron a la gerencia de prácticas racistas y por discriminación.

“El problema de este hotel fue que hubo un cambio con los dueños que compraron y todo empezó a cambiar”, declaró Ríos Ibarra, quien laboró en la empresa durante doce años. ”El manager fue el que empezó a ser muy racista con los hispanos, siempre lo trataban a uno de ser menos”.

Beiza acusó a los gerentes de dar a los trabajadores hispanos comida caduca, entre otras malas prácticas.

Qué Pasa contactó al corporativo de Hilton, la cadena hotelera que es dueña de los hoteles Hampton. Una vocera de Hilton aclaró que el hotel en cuestión es operado de manera independiente a la cadena y entonces no pudo comentar sobre las acusaciones. Sin embargo, conectó al semanario con el dueño de Mebane Hampton Inn.

Joel Griffin respondió que su hotel ofrece las mismas oportunidades a sus trabajadores “con una cultura diversa e inclusiva”.

“Intentamos tratar a todos nuestros miembros del equipo de manera justa, honesta y con respeto”, escribió Griffin en un correo electrónico, al negarse a declarar específicamente sobre la demanda.

Ríos dijo en la manifestación afuera de su antiguo empleo que parte de la razón que realizaron la protesta fue para que “otras personas que trabajan aquí o en otro lugar, sepan que los hispanos tienen derechos”.

 

¿Qué hacer ante el robo de salario?

El grupo activista Siembra NC, los organizadores de la protesta afuera del hotel, invitan a un taller sobre los derechos laborales y para aprender a defenderse en caso de que le deban salario.

“Aprende de trabajadores quienes demandaron a sus patrones, cómo puedes defenderte ante el robo de salario y la discriminación en una sesión informativa”, dice una invitación al taller. “La unión hace la fuerza!”

El evento será el próximo lunes, 24 de junio a las 6pm en la Iglesia Católica St Thomas More en Chapel Hill, ubicada en 301 Rossburn Way.

Marcha fue dentro y fuera del hotel Mebane Hampton Inn.