Se encuentra usted aquí

Hispanos no bajan la tasa de deserción escolar

Charlotte.- Mientras los demás grupos disminuyeron las cifras de deserción escolar en el estado, los latinos tuvieron el mayor número de alumnos que dejaron la escuela, según datos del Departamento de Instrucción Pública de Carolina del Norte (DPINC).

El número de desertores escolares hispanos en el estado aumentó de 1,901 en el periodo escolar 2009- 2010 a 2,004 en el ciclo 2010-2011. Un total de 109 latinos más dejaron los estudios, en cambio la disminución entre los afroamericanos fue de 758 y de los blancos 679.
El reporte indica que 15,342 alumnos dejaron la escuela en los grados de 9 a 12 en 2010-2011, en comparación con los 16,804 del 2009-2010.
“Para evitar que los jóvenes sigan abandonando la escuela, es fundamental que las organizaciones, comunidad e instituciones pedagógicas se unan para impulsar la educación en los jóvenes hispanos y lograr que terminen la escuela secundaria”, expresó  a Qué Pasa-Mi Gente, Violeta Moser, directora ejecutiva de Asociación de Mujeres Latinoamericanas de Charlotte (LAWA).
El informe señala que de 1,404 alumnos que dejaron la escuela en los grados de 9 a 12 en el ciclo escolar 2010-2011 del Sistema Escolar de Charlotte-Mecklenburg (CMS), los latinos fueron 292.
En las Escuelas Públicas de Union (UCPS), hubo 24 de hispanos retirados, de un total de 233 alumnos desertores.  Y en las Escuelas del Condado de Gaston (GCS), 37 son latinos de los 450 que desertaron.
La tasa general de deserción en el CMS bajó a 3.57% en el periodo 2010-2011, en comparación con el 4.15% del año anterior.
En Union pasó de 2.04% en 2009-2010 a 2.02%, mientras que en Gastonia de 4.43% aumentó a 4.46%, en 2010-2011.
José Hernández-París, especialista en diversidad de la oficina de Servicios de Familia y Comunidad del CMS, informó que a través de la Universidad para Padres, el distrito escolar está brindando a las familias programas para mitigar la deserción escolar.
“Las escuelas también están trabajando estrategias que los ayuden a minimizar el abandono escolar. Un problema grande que tiene como principal obstáculo la falta de comunicación entre los padres y la escuela”, comentó Hernández-París.