Se encuentra usted aquí

España abandera en París el movimiento de moda lenta

París, 28 feb (EFE).- Una moda más lenta, con conciencia y que ponga el foco en saberes artesanales, en ocasiones centenarios: ese mensaje llevaron este jueves a París los diseñadores españoles en el margen de los desfiles de las grandes casas internacionales con la exposición "Made in Spain: moda más allá de las fronteras".

"España podría ser uno de los principales abanderados de la moda lenta, de la moda con conciencia, a través del trabajo de estos diseñadores que producen en proximidad, utilizan muchas artesanías que están a punto de perderse", dijo a Efe la directora de la Asociación de Creadores de Moda de España, Pepa Bueno.

Destacó también que estos diseñadores, como Oteyza, María Lafuente o María Escoté, entre otros de quienes expusieron hoy en París, adaptan la tradición de forma contemporánea, "la única manera de que la artesanía vuelva a incorporarse al mercado y llegue al consumidor".

Uno de estos ejemplos es la marca que dirige Paul Oteyza. Recupera en sus colecciones prendas tradicionales del folclore español con cortes vanguardistas y está rescatando la lana de merino negra, proveniente de una oveja en peligro de extinción.

En los salones de la embajada española en París, entre tapices de Goya y cuadros centenarios, muestra algunos de los diseños de su última colección, como una falda asimétrica masculina, basada en la reinterpretación de un capote. Un "kilt" a la española.

Aprovechando el tránsito de la industria internacional con motivo de la Semana de la Moda de París que se celebra estos días, compradores, periodistas y potenciales clientes extranjeros tienen la posibilidad de conocer de primera mano las creaciones españolas.

"Este tipo de trabajo no se puede hacer en dos días, necesitan tiempo, maestría. Y no es una moda tan extraordinariamente carísima, simplemente que el consumidor tiene que apreciar el trabajo bien hecho, manual, con un conocimiento de siglos", apuntó Bueno.

Una de las firmas que se une en esta edición a la muestra "Made in Spain", amadrinada este año por la actriz Rossy de Palma, es la joyería Tous, que exhibe creaciones de su línea "Atelier", piezas coloristas con gemas únicas en una colección concebida por Rosa Oriol.

"Para nosotros formar parte de ACME era un deber que teníamos pendiente; en este momento estamos compartiendo un objetivo muy parecido, estamos hablando de oficios, de saber hacer. ACME por su lado tiene muy claro que quieren ayudar a la recuperación de pequeños artesanos en toda España para el sector de la moda", apuntó Rosa Tous.

Su firma, que en París cuenta con dos tiendas, ha lanzado recientemente una escuela de joyería y oficios artesanos con el fin de continuar la difusión de estas técnicas.

También participan en la exposición la firma Delpozo, que hace su debut en esta edición, y otros creadores como Leandro Cano, Manémané, Duarte, Moisés Nieto, jóvenes talentos que ejemplifican la recuperación de técnicas y la innovación, y marcas consolidadas como Agatha Ruiz de la Prada, Teresa Helbig, Duyos.

Los accesorios tienen su hueco con los zapatos de Manolo Blahnik, los bolsos de Reliquiae, los tocados de Tolentino Hats o las joyas de Helena Rohner.

También este jueves la diseñadora Juana Martín se sube a la pasarela francesa, en un desfile espectáculo con la actuación de la coreógrafa Blanca Li, así como la modista Isabel Sanchis, cuya firma homónima presenta sus creaciones de alta costura en los salones del Hotel Ritz.

Sus vestidos, elaborados casi en su totalidad a mano en su taller de Valencia (este de España) por un equipo de unos 40 empleados, se han consolidado en el panorama internacional y encuentran hueco en países como Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudí, Panamá o Estados Unidos.

María D. Valderrama

Tags